Patrimoni en lluita: el carrer del Salvador

Con Tono Vizcaíno.
︎Residències Artístiques i Culturals, Regidoría de Juventud, Ayuntamiento de Valencia.
2021.
La Seu, Valencia.
Fotografías de archivo y documentos: Associació Plaça del Salvador, Carlos Pomer, Jean-Claude Lanusse, Victoria Algarra, José Azkárraga.
Fotografies de la intervenció ‘Posar el focus’: Pau Vedrí.




Detrás de esta valla metálica se esconde un fragmento de la historia de la ciudad. En el solar que delimitan las calles del Salvador, Viciana y Sagrario del Salvador, en el corazón de Ciudad Vieja, hay ahora soterrados restos arqueológicas de la época medieval y romana que fueron descubrimientos en 1996, después del derribo de manzana de casas que se alzaba sobre este espacio.

Pero la valla oculta mucho más que eso. Alrededor de este vacio urbano se amontanan las memorias de vecinos y vecinas, cuyas vidas han transcurrido entre estos cuatro calles y las casas desaparecidas. Aquí vivían un buen puñado de familias que marcharan como consecuencia del proceso de degradación del barrio o por las expropiaciones que acompañaran la construcción del parlamento valenciano. Había, en uno de los bajos, una lechería. Y en un lado se montaba el catafalco de las verbenas de la extinta falla del Salvador-Trinitaris.

Sin embargo, hace ya veinticinco años que el solar espera una respuesta. Durante este tiempo, el vecindario se ha organizado en asociación para reivindicar el espacio y uso público del espacio y la visibilización de su patrimonio arqueológico. Hoy la reivindicación sigue en curso.

El proyecto “Patrimoni en lluita: el carrer del Salvador”; ha querido aproximarse a este espacio a través de las miradas de los diferentes agentes implicados: la Administración, los medios de comunicación y, sobretodo, el vecindario. La búsqueda ha puesto sobre la mesa documentación oficial, escritos, artículos de prensa, fotografías antiguas y recientes, pancartas y testigos orales, que ilustran la complejidad del proceso de patrimonialización del solar del Salvador.

Como parte del proyecto, la noche del 28 de mayo se realizó, con la implicación de al Associació Plaza del Salvador, una intervención poética sobre el espacio urbano: a los balcones del calle Sagrario del Salvador se instalamos una línea de puntos de luz que pusieron, literalmente, el foco de atencióa sobre el solar y su problemática.

La propuesta culminó con la instalación en el Espai Joven VLC de unaréplica de la valla metálica, sobre la que se proyectó el proceso de investigación y de acción. Una manera de llevar simbólicamente un fragmento del solar y de cuanto supone a nivel de memoria y de reivindicación en el centro expositivo.